CEMBADA: Zanja en cada uno de los lados de un camino o tierra de labranza para recibir y desaguar las aguas (DEL VOCABULARIO PARAMES).
De igual forma que la "Cembada" este BLOG va recibiendo las aguas de mis impulsos e ideas.

lunes, 16 de agosto de 2010

MAS ALLÁ DEL MANZANAL(I). PONFERRADA

Existe en la provincia de León un puerto de montaña llamado "El Manzanal". Atravesándolo comunicamos con una comarca llamada "El Bierzo" y  cuya capital es Ponferrada.
Este sábado pasado, después de comer, salimos hacia esta bella ciudad Berciana en la cual pretendíamos visitar el famoso "Castillo de los Templarios". 
Desde Santa María del Páramo hasta La Bañeza y desde allí una autovía que nos conduce hasta Ponferrada. Unos 70 Km aproximadamente. Esto, siempre y cuando no programes el TOmTOM mal y te vayas por otro sitio, cosa que nos ocurrió y nos llevo por la carretera de Hospital de Orbigo. 
Al llegar a Ponferrada otro error de programación en el TomTom nos hizo recurrir al antiguo y casi siempre fiable método de preguntar.
Por fin en la Avenida del Castillo encontramos nuestro objetivo, justo antes de cruzar el puente sobre el río Sil.
Encontramos sitio para aparcar en una bocacalle, cerca del "Castillo", y desde alli un corto paseo y ya pudimos contemplar la imponente vista de este precioso monumento.


Nos dirigimos hacia la entrada, accediendo por una larga rampa que nos llevo hasta la puerta.


Ya en el interior guardamos cola en la taquilla y sacamos las entradas, con la agradable sorpresa que los niños hasta los 13 años no pagan, con lo cual solo dos entradas de adulto y en total 12 €.
Te entragan un mapa y te dan un pequeña explicación de la ruta que vas a hacer. A parte del mapa te vas encontrando explicaciones por todo el castillo, con carteles, una maravilla.

Lo primero que se  nos muestra son las "troneras" y "saeteras", huecos de tiro para flechas y cañones.


Continuamos y nos encontramos con la "Torre de Cabrera", llamada así por estar orientada hacia la Sierra de la Cabrera. Esta torre fue construida por el Conde de Lemos a mediados del siglo XV.
Seguimos nuestro recorrido y encontramos la "Torre de Malvecino", también construida por el Conde de Lemos (Pedro Alvarez Osorio).


La última torre que encontramos  es la de "Malpica", cuya obra pertenece al mismo Conde de Lemos.


Así llegamos a la explanada interior desde donde podremos ver el "Castillo viejo" con el "Cubo Nuevo", el "Cubo Viejo" y la "Torre de los Reyes Católicos". En el "Cubo Nuevo" ascendemos por una escalera de caracol en piedra hasta su parte superior.


También podemos ver el Palacio Viejo y el Palacio Nuevo, ambos reconstruidos y habilitados como salas de exposiciones.



Desde esta zona también tenemos una fantástica vista de río Sil.




Una entretenida hora recorriendo el Castillo y ya hemos acabado. Las niñas se lo han pasado bien y en ningún momento se han quejado.
Pero en Ponferrada no sólo esta el "Castillo de los Templarios", también podemos encontrar muchos monumentos interesantes y museos. Por ejemplo la "Basílica de la Encina" de la cual destaca su torre:



Una leyenda cuenta cómo la imagen de la Virgen que fue traída de Tierra Santa por Santo Toribio (obispo de Astorga), tubo que ser escondida a causa de las invasiones musulmanas. El paradero de la imagen se perdió y  tiempo más tarde fueron los templarios quienes la encontraron escondida en el interior de una encina mientras recogían madera. Así la Virgen tomó el nombre del árbol en el que se encontró y se halla en esta Basílica.

Otro lugar bonito es la "Casa de los Escudos", donde se encuentra ubicado el Museo de la Radio "Luis del Olmo":


La "Iglesia de San Andrés" la encontramos justo al lado del "Castillo". Es de origen medieval aunque el templo actual es barroco:


Callejeando por el casco histótico podemos descubrir zonas muy bellas como esta casa balconada:


La "Torre del Reloj" y la "Real Carcel":



Siguiendo el recorrido encontramos la "Casa Consistorial":


Y por último el "Museo de las Cofradías de Semana Santa" ubicado en la antigua "Iglesia de San Antonio":


Tras esto nos damos cuenta de que sera necesario realizar otra visita a esta preciosa ciudad y dedicarle un día entero.
Volvemos hacia el coche para regresar a casa y vamos viendo los monumentos iluminados en una cálida noche. Da pena tener que irse.




Publicar un comentario